San Isidro Labrador - salvatierra-agurain

Buscar
Vaya al Contenido

Menu Principal:

San Isidro Labrador

Fiestas y Tradiciones > San Isidro Labrador


SAN ISIDRO LABRADOR


Kepa RUIZ DE EGUINO

Agricultores de Agurain en la Procesión de San Jorge y Santa Barbara 15-mayo

SAN ISIDRO PATRONO DE LOS AGRICULTORES

Como cada mes de Mayo se viene celebrando con gran devoción por parte de las gentes del campo la fiesta de su patrono, San Isidro Labrador.

Hay festividades cuyo origen está fundamentado por la festividad del patrono religioso del gremio profesional, incluyendo en la fiesta diversión popular, en el amplio sentido del regocijo y esparcimiento con los que deseen participar en ellas.

A pesar de la gran industrialización que se está implantando en la zona de la Llanada, la más importante que se celebra en la Villa de Agurain es la fiesta del gremio de labradores, organizada por la Cofradía de San Isidro Labrador, para festejar su festividad el 15 de Mayo.

La Cofradía de San Isidro Labrador es una de las más antiguas de la Villa y de las pocas que se conservan en los tiempos actuales, está compuesta por la mayoría de los labradores de Agurain y sus hergoienas y conservan numerosas costumbres y tradiciones como acompañar en los entierros a los Cofrades portando las “hachas o ciriales” además de portar el féretro etc., también el de sacar los santos para realizar las rogativas para pedir agua o lo que se necesite para el campo.

Los agricultores de San Jorge en la Plaza de Santa María el día de San Isidro, Ignacio Ruiz de Equino, Kepa Ruiz de Eguino, Antontxu Gonzalez,


Desde los ocho días anteriores a la festividad del Patrono se celebraba al amanecer, durante la Misa primera, la novena del Santo a la que es obligada la asistencia por lo menos uno de cada casa de los Cofrades, hoy sólo son tres días los que se celebran los actos, el triduo.

El día de la festividad, el 15 de Mayo, aunque no es fiesta de precepto, se abstienen de trabajar los agricultores y bastantes vecinos relacionados con la actividad.

Por la mañana se celebra la Misa Mayor, antiguamente solemne de tres, con coro, órgano y sermón, finalizando con la procesión . Actualmente se siguen llevando en andas las imágenes de San Isidro y Santa Bárbara , con los crespones del Santo desde la Plaza de San Juan por la Calle Mayor, hasta los cantones, desde donde el oficiante bendice los campo, desde el Cantón de López de Larrea (antes de San Sebastián) a la Calle Zapatari, para regresar de nuevo a la Iglesia de San Juan para terminar dando a besar las reliquias del Santo. Por la tarde comida de cofrades, vísperas y fin de la novena.

Los de la Madura celebrando a Nuestro Patrono San Isidro


Después diversión en el juego bolos, el juego de pelota, además se hacían bailes con txistu y tamboril en la Plaza de San Juan. Algunos años se contrataba la Banda de Música, para que tocase bailables alternando con los tamborileros hasta poco después de anochecer.

Una de las tradiciones que se han perdido, era la de construir carrozas tiradas por bueyes o mulos con  motivos alusivos al campo o a San Isidro, bellamente engalanadas con flores y ramas, portando en ellas algunas veces a jóvenes bellezas de cada barrio, además de celebrar los campeonatos de Soka-tira y demás deportes vascos entre las distintas “eras” o barrios agrícolas.


Bendición de los Campos

Una de las costumbres, todavía en uso en muchos pueblos de la Llanada Alavesa es  la de la bendición de los campos a cargo de los labradores, esta bendición, digamos particular, se viene realizando desde tiempo inmemorial y dice así:

“Agua bendita del Cirio Pascual, mata el sapo y danos el pan”.


Ritos conjurantes

Hay varios ritos en los diversos pueblos de Alava, las hogueras de San Juan, o San Juan Degollao en Agurain el “erre pui erre”en la noche del último día del Año, también pueden citarse el “Mayo”,”tentenublo”, también en Aramaiona y Agurain “levantan” un árbol al que llaman “chopo”.


Conjuros

En algunos pueblos de la Llanada se creían libres de la tormenta, tocando las campanas, el toque del “tentenublo”. Por ejemplo en el pueblo de Galarreta disponen que “a renque de los vecinos” tengan obligación de “tañer las campanas cuando se vean nubladas” y a “acompañar a los curas a conjurar”.

El “tentenublo” es el tañido especial de las campanas, este toque requiere gran habilidad, pues tiene un ritmo especial y es propicio a hacer cantar a los que la oyen las acostumbradas letras de carácter conjugante y dicen algo así:

“Tente nube, tente en ti, no caigas sobre mi. Si eres agua ven acá, si eres piedra vete allá. Guarda el pan, guarda el vino, guarda el campo que está florido”.

LA FIESTA DE SAN ISIDRO
 
Copyright 2015. All rights reserved.
Regreso al contenido | Regreso al menu principal